VIDEO | Entrenador Bob Baffert tranquilo y sin nervios para el @PreaknessStakes

Bob Baffert y American Pharoad
Baltimore— Partiendo del carril número ocho, el ganador del Sunland
Derby y segundo lugar en el Kentucky Derby, Firing Line, fue puesto como
el tercer favorito para el 140 Preakness Stakes del próximo sábado,
donde tratará de saldar una cuenta pendiente con American Pharoah.

Además Firing Line, con momis de 4-1, intentará ser el impedimento para
que el señalado como amplio favorto del sábado logre la segunda joya de
la codiciada triple corona.

Su entrenador, Simon Callaghan, considera que su potro tiene la ventaja
de estar reposado –Firing Line ha descansado seis semanas entre cada
una de sus tres carreras en las que ha participado en este año– y se
beneficiará de la distancia más corta del Preakness, 1 3/16 de milla,
menos que las 1 1/4 millas del Derby.

Su potro luchó en el último tramo antes de perder ante American Pharoah por un cuerpo.

“Yo creo que el espació que hemos tenido en nuestras dos carreras anteriores nos va a ayudar”, comentó Callaghan.

“Pienso que nos permitirá tener un caballo ligeramente más descansado
para seguir adelante. Ha logrado una muy buena velocidad durante sus
carreras, yo creo que eso le puede recortar ligeramente la distancia.
Considero que podría ser una distancia absolutamente perfecta para él”.

La pista del sábado será compacta, con ocho caballos que forman un grupo intenso.

Sin embargo, un reducido número de competidores no ha sido muy favorable para el sueño de ganar la Triple Corona.

En los últimos 25 años, el ganador del Derby ha sido derrotado en las
cinco ocasiones en las que han competido nueve caballos o menos, el más
reciente fue Orb en el 2013.

Bob Baffert, entrenador de American Pharoah, comentó que no está preocupado.

Este sábado, su potro saldrá del carril número 1 en el Pimlico Race
Course como favorito por momios de 4-5, lo montará el jockey Víctor
Espinoza.

La confianza de Baffert llega con la experiencia.

Sus tres anteriores campeones del Derby –Silver Charm en 1997, Real
Quiet en 1998 y War Emblem en el 2002– pasaron por aquí en su trayecto
hacia Belmont Park para tener la oportunidad de ganar la Triple Corona.

Considera que el Preakness es la carrera más fácil de la serie debido a que ya se hizo el trabajo más difícil.

“Una vez que uno pasa por el Derby, conoce a sus caballos”, dijo
Baffert, quien también ha ganado esa carrera con Point Given en el 2001 y
Lookin at Lucky en el 2010.

“Uno tiene que estar en la mejor forma para ganar el Derby de Kentucky,
así que es cuestión de mantenerlos galopando y lograr que lleguen”,
dijo.

“Si los caballos vienen de hacer un gran esfuerzo en el Derby y han corrido bien, entonces va a ser difícil que los derroten”.

Esa descripción es adecuada para el otro caballo con el que competirá
Baffert, Dortmund, que correrá enseguida de su compañero de la cuadra,
en el carril número 2.

Este grande y corpulento potro era el segundo favorito por momios de
7-2 en la línea de apuestas de esta mañana después de llegar tres
cuerpos detrás de American Pharoah en el Derby.

“Dortmund es un gran caballo”, aseguró Baffert.

“Una vez que empieza a correr, da grandes zancadas. Corrió bien y se ganó la oportunidad de participar aquí”.

Danzig Moon, que llegó en quinto lugar en Kentucky después de una
brutal carrera, saldrá del carril número 4, tiene momios de 15-1.

El número de competidores hubiera sido menor si no hubiera sido por una
maniobra de último minuto diseñada por D. Wayne Lukas, el entrenador
que es miembro del Salón de la Fama.

Ha ganado el Preakness en seis ocasiones — el más reciente con Oxbow,
que derrotó a Orb — inició el día sin un caballo para competir en la
carrera.

Pero logró acondicionar a Mr. Z, que llegó en el treceavo lugar en el
Derby, y era propiedad de Ahmed Zayat, dueño de American Pharoah.

Agencia AP

0 0 votos
Article Rating

Acerca del autor

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comments
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios