Video | Cody’s Wish y el jinete venezolano Júnnior Alvarado, histórico triunfo en la Breeders’ Cup Dirt Mile

Redacción DH. Fuente: Blood Horse.

La historia de las carreras está repleta de caballos que llevan el nombre de personas que no consiguieron logros dignos de mención, una realidad en un deporte en el que menos de la mitad de los purasangres llegan a ganar una carrera.

Sin embargo, hay excepciones en las que parece que el destino interviene para llevar a esos caballos a la gloria, y Cody’s Wish, de Godolphin, es ahora el ejemplo de esos logros.

En la historia más positiva de la Copa de Criadores, el potro Curlin de 4 años -nombrado en honor a Cody Dorman, un adolescente que padece un raro trastorno genético conocido como Síndrome de Wolf-Hirschhorn- ganó antes que su homónimo al superar por una cabeza a Cyberknife en la carrera de 910.000 dólares Big Ass Fans Breeders’ Cup Dirt Mile (G1).

Dorman, que se sentó en la pista en su silla de ruedas junto a su familia, fue abrazado tras la carrera por su padre, Kelly, que habló al oído de su hijo. La madre de Cody, Leslie, y su hermana, Kylie, se unieron rápidamente a la celebración del momento, sin que apenas se encontrara un ojo seco.

“Esto es la cima del mundo, y cualquier cosa que pase”, dijo Kelly.

Cody lo conoció en 2018, cuando era apenas un potro en el haras Gainsborough de Godolphin, a través del programa Make-a-Wish de Keeneland, y se estableció un vínculo entre el equipo de Godolphin y la familia Dorman.

No fueron los únicos que se sintieron conmovidos por el signo de exclamación del capítulo de 4 años de la historia del potro. Una parte considerable del público de Keeneland aplaudió al finalizar la entrega de trofeos tras la carrera.

“Es la mejor historia que se puede contar”, dijo Michael Banahan, Director de Ganado de Godolphin USA. “La familia es absolutamente maravillosa. Han disfrutado mucho de este viaje. Que se haya producido de la forma en que lo ha hecho, ganando el Forego (G1), ha sido increíble. Venir aquí (y ganar) en la Breeders’ Cup cuando (Cody) está aquí, también es increíble”.

Incluso aquellos que se mueven por la emoción de las carreras más que por una historia de interés humano probablemente disfrutaron de la Dirt Mile, con el ganador y el subcampeón luchando a lo largo de la recta y Cody’s Wish logrando de alguna manera prevalecer con una remontada de último a primero. El alumno de Bill Mott mejoró a 6 de 6 en la distancia de la milla, cronometrado en 1:35.33 en una pista rápida. Su victoria costó 6,32 dólares a sus patrocinadores, que lo convirtieron en el favorito de un grupo de nueve participantes.

El jinete ganador, el venezolano Junior Alvarado, dijo que su monta rompió lentamente y lo dejó más lejos del ritmo de lo que había previsto, pero estaba satisfecho por el progreso que su potro de largo recorrido hizo en la recta final, ya que Pipeline marcó el ritmo con fracciones de :22.20 y :45.71. Cuando el grupo llegó a la línea de seis millas, con un Cyberknife acechando, asomando la cabeza al frente con un tiempo de 1:10.34, Cody’s Wish estaba en movimiento en la tercera posición.

“Pero sabía que iba a conseguirlo en ese momento”, dijo Alvarado. “Podía sentir la agresividad que tenía, la voluntad que tiene de ganar la carrera”.

Video: Hípica TV

0 0 votos
Article Rating

Acerca del autor

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comments
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios